Ad Clicks : Ad Views :
Home / Sociedad / Personajes: Paco Páez, maestro de memoria bocillano y finalista del programa Increíbles de Antena 3

Personajes: Paco Páez, maestro de memoria bocillano y finalista del programa Increíbles de Antena 3

Francisco Carlos Páez, es natural de Jerez de la Frontera y tiene 58 años. Durante su vida laboral trabajó de delineante en Barcelona, donde prácticamente se crió, para la empresa Mercedes Benz y desde hace unos 30 años vive en Castilla y León.

Pueblosycomarcas.com@PueblosComarcas

Laguna de Duero y actualmente Boecillo han sido dos de sus lugares de residencia. Desde hace unos meses saltó a la primera actualidad nacional por su participación en el programa de Antena 3 Increíbles, donde Paco, a pesar de no resultar vencedor de esta edición, asombró a público y compañeros por su capacidad de retener datos. Podemos aseverar que Paco posee una memoria fuera de lo común.

Pyc.com: ¿Cómo son tus inicios a la hora de cultivar esta capacidad?

Paco Páez: Hace tiempo que descubrí esa capacidad que tengo de “buen memorizador”. Fue cuando participé en el concurso televisivo “Qué Apostamos” donde tuve suerte, superé un reto que se me planteó ganando además un premio.  Eso me animó a investigar en lo referente al desarrollo de esa capacidad memorística.

Pyc.com: Volviendo al presente, ¿cómo contactaron contigo para participar en Increíbles?

P.P.: En este caso, la productora quería sacar adelante una prueba bastante compleja que consistía en memorizar 1000 huellas dactilares plasmadas en un folio A4 junto al nombre de pila de la persona a la que pertenecían. Entré en el programa a través de un amigo con el que cada dos años participo en un campeonato internacional de memoria rápida. Se enteró que estaban haciendo un casting para este programa y a la vez que dio su nombre también dio el mío. Se pusieron en contacto conmigo y parece que les resultó interesante lo que yo les conté porque ya no me dejaron hasta conseguir que empezáramos a grabar.

Pyc.com: ¿Qué valoración harías de tu participación no sólo en este concurso, sino en todos en los que has participado?

P.P.: Creo que estas experiencias me han servido para estar tranquilo y relajado. Si quieres rendir en una prueba de memoria ya sea inmediata a corto o a largo plazo, tienes que estar tranquilo, relajado y sobre todo, muy centrado en tu mundo interior.

Respecto a las pruebas que he hecho son muy diversas. Comencé en el año 2000 en Qué Apostamos memorizando una secuencia de 100 lámparas encendidas y apagadas aleatoriamente. Esa prueba la clavé. Posteriormente estuve en la RAI memorizando un número de 150 dígitos de los que acerté 144; después en Grecia o en las televisiones autonómicas españolas donde también he hecho pruebas de memorizar números. En el caso de Increíbles: el gran desafío, he realizado tres pruebas, las tres diferentes y en las que hay que utilizar técnicas diferentes para lograr el objetivo. Para mí, por ejemplo, fue una novedad la memorización de las huellas porque lo que había que recordar era una imagen completamente abstracta. Lo que tuve que trabajar fue el modo de transformarla en otra imagen concreta. 

Pyc.com: Dejando de lado tu faceta televisiva, y centrándonos en aspectos sobre la memoria, ¿ésta depende de factores innatos o es algo que se puede trabajar y potenciar?

P.P.: De entrada tengo que decir que en ausencia de anomalías, nacemos todos con las mismas capacidades. Además hay muchos mitos falsos sobre la memoria, lo que hace que en ocasiones se deseche explorar y potenciar este atributo por una idea preconcebida errónea. Cualquier persona puede trabajar y ampliar sus capacidades, sobre todo la de memoria. A la hora de encarar un reto, tienes que determinar qué técnica vas a usar para hacerlo o si incluso has de desarrollar nuevas estrategias porque con lo que hay no te llega. Hay que ser muy creativo y tener muchísima imaginación. Hay que trabajar muchísimo con el hemisferio derecho del cerebro que es donde se encuentra todo lo relativo a la imagen y la fantasía. En él se centran todas las cualidades que van a potenciar la fijación de los datos en la memoria; la memoria necesita que haya mucha información surrealista, chocante o rara para asimilar mejor los datos. 

Pyc.com: ¿Aparte de la utilización que haces de habilidades memorísticas en concursos, la usas también en la esfera personal?

P.P.: Una de las cosas que estoy haciendo es ayudar a personas, sobre todo niños y gente joven  a superar algún impedimento, como la falta de atención, hiperactividad o algún conflicto emocional, que le coarta el desarrollo  de sus capacidades. Todo radica en la forma en la que uno ve las cosas en su mundo interior y por supuesto que se puede cambiar esa forma, en algunas ocasiones más fácilmente que en otras. Con dedicación, técnicas y entrenamiento, la persona puede controlar todo aquello que le impide su pleno desarrollo. Como ejemplo, yo les enseño a controlar ciertas imágenes que en muchos casos son las que representan miedos o fobias que esas personas tienen y que reiteradamente vuelven y vuelven a representarse. Les enseño a poder apartarlas de su mente o a hacer que no aparezcan con tanta frecuencia.

De los aspectos más importantes a la hora de trabajar con niños es estabilizarlos emocionalmente antes de transmitirles conocimientos.  Hay que intentar que vean la vida desde un prisma diferente al que ellos tienen grabado desde pequeño. Hay que darse cuenta que en los primeros años de vida, el ser humano graba la información de forma compulsiva y sin ningún tipo de filtro que permita discriminar lo que interesa o no. Mucha de esa información va a marcar a la persona para toda su vida y a posteriori no es fácil sacar de la mente los posibles traumas o choques emocionales que se han adquirido dentro de esa cantidad de datos. Los especialistas dicen que esos posibles trastornos pueden estar detrás de la falta de rendimiento escolar.

Pyc.com: ¿Hay algún método concreto que nos pueda ayudar a cultivar la memoria?

P.P.: Hay varios autores que tratan sobre estos temas. En el mercado se puede encontrar mucho material literario sobre la materia. En el tema de la inteligencia emocional citaría en primer lugar a Daniel Goleman  que fue el que abrió el conocimiento de la inteligencia emocional a la colectividad. Hasta entonces, los colegios primaban la inteligencia intelectual frente a la emocional. Se ha demostrado que las personas que triunfan no son las que tienen más conocimientos, sino las que saben desarrollar y explotar sus habilidades sociales independientemente de su bagaje cultural.

Pyc.com: ¿Aparte de para concursos, utilizas tu habilidad en la vida cotidiana?

P.P.: Suelo emplearlo para memorizar datos como números de teléfono por poner un ejemplo. Aunque mi vida no requiere de agendas u otro soporte similar como el teléfono móvil, intento retener la mayor cantidad de datos posibles  y ejercitar la memoria. Me mantengo en lo tradicional; es decir en usar la cabeza para muchos de los quehaceres diarios e incluso para organizarme la semana o el mes. Como anécdota, en alguna ocasión he tenido que tirar de memoria en las relaciones con los bancos. Por suerte, a mi favor. La memoria funciona sobre todo si tienes interés en una materia.

Por último me gustaría señalar que las personas, y sobre todo la gente joven tiene muchas capacidades en su cabeza y tienen que descubrirlas y ponerlas en práctica para que su trabajo sea mucho más eficaz, agradable y provechoso. Hay un proverbio chino que dice “oigo, olvido; veo, recuerdo y hago, comprendo”; yo animaría a la gente joven a que haga cosas.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar