Ad Clicks : Ad Views :
Home / Toros / Novillada deslucida de San Pedro Regalado en la que solo paseo una oreja Espada

Novillada deslucida de San Pedro Regalado en la que solo paseo una oreja Espada

Sólo el novillero de Fuenlabrada logró tocar pelo y llevarse un apéndice en una tarde con mucho calor y poco público en los tendidos de la más que centenaria plaza vallisoletana. Excepto el sobrero cuarto que dio muy buen juego, el resto de los astados estuvieron faltos de fuerza y escasos de clase. Casi todos fueron pitados en el arrastre.

Foto: (Raúl Guzmán 'El Pipo')

Miguel del Río Cristóbal

Floja entrada, no llegaba al tercio, la que presentó el coso del Paseo Zorrilla en el día del patrón, tanto de Valladolid como de los toreros. Espada, Maldonado y Varea se enfrentaron a una novillada muy desigual de Revesado Pernas y Torrealba, que sustituyeron a los de García Jiménez y Olga Jiménez. Nubes y calor fraguaron el bochorno de la tarde, que se aguantaba con la brisa, más de los abanicos que de la meteorología. Por lo general faltó toro, aunque el cuarto y quinto mostraron nobleza. El único que corto oreja fue Espada; buena actuación de Varea que no consiguió rematar con la espada y el local Ricardo Maldonado no llegó a hacer suya la tarde.

Abrió cartel Fco. Javier Espada, de blanco y oro, ante el más entrado en quilos de Hermanos Revesado Pernas. La vara del segundo picador y los dos pares de banderillas, bien posicionados, restaron agilidad al astado que aun así dio algún susto al de Fuenlabrada no habiendo calculado bien los tiempos. Por el derecho se lo puso difícil así que optó por naturales que llegaron a tumbar al toro. La espada entró atravesada, además de un pinchazo, pero consiguió ovación del público. El animal recibió pitos por su falta de bravura. El segundo, de Torrealba, empezó mal y fue cambiado a corrales por uno colorado de Revesado Pernas. Este aguantó vara y banderillas bien puestas. De nuevo recibió susto y consiguió, con la ayuda de la música, meterse en faena mejorando su actuación respecto del anterior. Tandas de derechazos y naturales, con algún pase de pecho, le hicieron merecedor del reconocimiento del respetable. El novillo, de buena presencia y con recorrido, y la buena estocada, seguramente la mejor de la feria, consiguieron que cortara apéndice y el novillo recibiera ovación en el arrastre.

El público, su público, el de su ciudad, acompañó al novillero local Ricardo Maldonado, y en el que la afición vallisoletana tiene puestas sus esperanzas aunque este no sacó adelante la tarde. De caña y oro con cabos negros recibió a ‘Mimoso’, su primero de la tarde, que se entregó en la vara. Tras brindar el toro al futbolista del Pucela, Óscar González, intentó meterse en faena con el novillo. Iba mejor por la derecha que por la izquierda y tras recibir unos cuantos naturales se vino a menos. Clavó bien la espada pero tuvo que volver a entrar a matar y pinchó repetidas veces tras recibir doble aviso. Palmas al local que no tuvo suerte con la muerte y división de opiniones en el arrastre del novillo. El segundo salió con más fuerza y casta, pero como el resto se quedó en el caballo tras dos puyazos. Un susto en el capote que lo hizo correr y un tercio de banderillas complicadas hicieron que no comenzara bien la faena. Pese a los ánimos del público el novillo estuvo por encima de Maldonado. Pinchazo y media llevaron a que muriera con el descabello, recibió más pitos que aplausos en el arrastre. El público ovacionó al novillero local en el que sigue confiando, a pesar de la tarde ayer.

El castellonense Varea, que vestía verde botella y oro, comenzó con verónicas y revolera en el único jabonero de la novillada. Tras el puyazo, acorde con el toro, y las banderillas, a las que el astado no salía, brindó el toro a su padre. Se hizo notar, pero la falta de fuerza por parte del novillo hizo que la espada entrara algo atravesada. La faena se quedó en ovación y el novillo recibió pitos en el arrastre. No le dio tiempo a lucirse en el capote con ‘Diamantito’ y el picador, aunque empezando mal, consiguió el aplauso de los tendidos. De nuevo estuvo por encima del segundo de su lote en los pases pero el toro se acabó pronto y se quedó sin recorrido. A pesar de haber hecho una buena faena en el capote no hubo suerte en la muerte con varios ‘meteysaca’ y pinchazos que alargaron la muerte del novillo. Únicamente recibió palmas por ello. Ambos de Revesado Pernas la mala muerte y la mansedumbre de los astados causaron que Varea, del que se espera mucho, no llegara a triunfar.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar