Ad Clicks : Ad Views :
Home / Tierra de Pinares / Toma la Palabra muestra su preocupación por “posibles vacunaciones irregulares” en los centros residenciales de la Diputación

Toma la Palabra muestra su preocupación por “posibles vacunaciones irregulares” en los centros residenciales de la Diputación

/
  • La plataforma reprueba la opacidad de la institución para facilitar información sobre el proceso de vacunación contra la Covid-así como las contradicciones entre la documentación que se le ha remitido desde el Área de Servicios Sociales


Pueblosycomarcas.com@PueblosComarcas

«Hemos recibido diversas informaciones sobre posibles vacunaciones irregulares tanto en Cardenal Marcelo como en Doctor Villacián, y la opacidad de la Diputación de Valladolid a la hora de facilitarnos datos sobre cómo se ha desarrollado el proceso en sus dos centros residenciales hace que esos indicios tengan más peso». Son palabras de Virginia Hernández, portavoz de Toma la Palabra en la administración provincial, quien añade que «tampoco ayuda a aclarar nada el hecho de que la cifra total de vacunados en los dos listados a los que ha tenido acceso nuestro grupo no coincide, pues en el primero figuran 601 personas vacunadas y en el segundo, 600». 

Desde Toma la Palabra se realizó una primera petición de información el pasado 27 de enero, en la que se solicitaba el listado completo de vacunados en los dos centros residenciales dependientes de la Diputación de Valladolid. La respuesta de la institución llegó el 1 de febrero: una relación de personas vacunadas en los dos centros pero «debidamente anonimizados», según Diputación, para cumplir con la Ley de Protección de Datos Personales. En dicho listado, figuraba que habían recibido la vacuna -en la mayoría de los casos, ya las dos dosis- un total de 601 personas, entre residentes y personal de los centros (310 en Cardenal Marcelo y 291 en Doctor Villacián), pero no se incluían los nombres, tan solo los cinco primeros dígitos del DNI de cada persona vacunada. «Con ese listado es imposible cotejar si todas las personas que han sido vacunadas forman parte del Grupo I, como marca la estrategia de vacunación del Gobierno de España y de la Junta de Castilla y León», explica Hernández.

Por eso, Toma la Palabra registró el 2 de febrero una nueva petición, dirigida al presidente de la institución, Conrado Íscar, en la que su portavoz subrayaba que con la documentación recibida no podía realizar la «función de control» que le corresponde como diputada provincial y que amparan tanto el artículo 14 del Real Decreto 2568/1986, de 28 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento de Organización, Funcionamiento y Régimen Jurídico de las Entidades Locales, como el Reglamento Orgánico de la propia Diputación de Valladolid. En esa segunda petición, Toma la Palabra solicitaba un nuevo listado de personas vacunadas en el que apareciese el servicio en que desarrolla sus funciones todo el personal de la Diputación de Valladolid que ha recibido la vacuna. El grupo recibió el 12 de febrero la respuesta: un escrito desde el Área de Servicios Sociales e Igualdad de Oportunidades en el que tan solo se incluía una relación de categorías de profesionales no sociosanitarios que «de forma habitual o periódica acceden a las instalaciones en las que habitan las personas residentes en los centros». No se indicaba el número de personas en cada una, tampoco aquellas categorías en las que solo hay una persona titular. «De nuevo, con esta información nada podemos cotejar», señala Hernández.

Por otro lado, dos días antes, el 10 de febrero, desde esa misma área se remitió a los diferentes grupos políticos presentes en Diputación un informe sobre el proceso de vacunación en Cardenal Marcelo y Doctor Villacián, en el que se recogían los pasos llevados a cabo durante el proceso y fechas en que se habían puesto las primeras y segundas dosis de la vacuna, así como las cifras de personas vacunadas en ambos centros, entre residentes y trabajadores: en este caso, 600 en total (310 en Cardenal Marcelo y 290 en Doctor Villacián). «Aunque sea solo de una persona, nos inquieta esa diferencia en la cifra total de vacunados entre el primer informe que recibió Toma la Palabra y este segundo que se hizo llegar a los diferentes grupos», expone la portavoz de la plataforma, «y exigimos a la Diputación de Valladolid que nos dé una explicación coherente y que nos permita acceder a los datos que necesitamos para cotejar los datos». En este sentido, Hernández apunta que «no estamos pidiendo nada extraordinario, la Diputación de Valladolid no es la única administración pública a la que se está exigiendo información».

«Son muchos los rumores que se están generando sobre la gestión de la vacunación contra la Covid-19 en los dos centros residenciales dependientes de la Diputación», subraya la portavoz de Toma la Palabra en la administración provincial, «que podrían acallarse fácilmente facilitando toda la información pertinente». «La imagen pública de la institución se ve dañada con estos rumores y no entendemos que, en lugar de tratar de salvaguardarla, se siga dando pie a especulaciones», concluye.

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar