Ad Clicks : Ad Views :
Home / Actualidad deportiva / ALDEAMAYOR DE SAN MARTÍN RECORDÓ A MANUEL BAS ‘MANOLILLO’

ALDEAMAYOR DE SAN MARTÍN RECORDÓ A MANUEL BAS ‘MANOLILLO’

Joven de la localidad que el pasado  de mayo fallecía en accidente de tráfico a la edad de 33 años
La Asociación de Juegos Autóctonos y el Ayuntamiento organizaron un acto en recuerdo que incluyó una tirada de rana en la que participaron aficionados del municipio y otras localidades

Pueblosycomarcas.com@PueblosComarcas

El pasado  de mayo fallecía en accidente de tráfico, a la edad de 33 años, el joven aldeamayorense Manuel Bas Merino. ‘Manolillo’, como se le conocía en Aldeamayor, era miembro de la Asociación de Juegos Autóctonos y un habitual de los torneos de rana locales y provinciales.

En su recuerdo, sus compañeros de la asociación y el propio Ayuntamiento organizaron en la mañana del pasado domingo un acto en el que participaron numerosos vecinos del municipio y aficionados a la rana llegados de otras localidades como Portillo o Viana de Cega. Todos ellos compartieron con Manuel más de jornada de rana aquí y allá y no quisieron perder la oportunidad de recordar al joven y arropar a sus familiares presentes.

Para comenzar, se guardó un emotivo minuto de silencio en memoria de ‘Manolillo’, que concluyó con una encendida ovación, tras el que Teodoro Torres ‘Boby’, en representación de la asociación, y al alcalde de Aldeamayor, Fernando de la Cal, y el técnico de Deportes, Mario A. García, en representación del Ayuntamiento, entregaron a la madre de Manuel, Consuelo Merino, una placa en recuerdo de este día.

RECUERDO

El propio ‘Boby’, visiblemente emocionado, quiso recordar a ‘Manolillo’, su pareja en las tiradas aquí y allí durante varios años, definiéndolo como una “gran persona” y haciendo hincapié, al tiempo que agradecía la presencia de vecinos y visitantes, en “el vacío que deja en todo un pueblo”.

Tampoco faltaron a esta cita los amigos más íntimos de ‘Manolillo’, sus compañeros de la peña ‘Los Kardiacos’, que participaron en el minuto de silencio y en la posterior tirada ataviados con la camiseta peñera.

Tras esta parte, el sonido de las chapas golpeando en las ranas, se adueñó de la velada y comentó una competición en la que lo menos importante era quién ganaba o quién perdía y que concluyó con un almuerzo para todos los presentes

   

 

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Linkedin
  • Pinterest
This div height required for enabling the sticky sidebar